¿HA SIDO ADECUADAMENTE PRESERVADO
EL TEXTO DE LA BIBLIA?

 

Notas para una conferencia por Charlie Campbell
Director del Ministerio Apologético
Always Be Ready (Siempre Listos)

 

Hay cinco corrientes de evidencia que me llevan a creer que la Biblia que tenemos hoy en día es una copia fidedigna de aquella que la iglesia primitiva poseía. Brevemente resumiré estas evidencias sobre la autenticidad del texto y luego, para más estudio, les señalaré algunas fuentes adicionales.

1. El Testimonio de los Manuscritos

Mucho antes de que se imprimiera el primer libro en la imprenta de Gutenberg en 1455, que, dicho sea de paso, fue la Biblia, ésta había sido copiada a mano. Cuando hablamos de los manuscritos nos referimos a cualquier copia escrita a mano de la Biblia, anterior a la invención de la imprenta. Un manuscrito entonces puede ser un sólo versículo en un pedazo de papiro, un capítulo o libro entero o incluso la Biblia en su integridad. Cada uno de éstos era considerado un manuscrito. Son las copias de los manuscritos de la Biblia los que nos ofrecen pruebas concluyentes de que la Biblia que tenemos hoy en día es una reconstrucción exacta de la original. Permítanme les presento un escenario que les servirá como método para ilustrar mi punto.

Digamos que para Navidad le envío una tarjeta en la cual incluyo una ficha de 3 x 5 que contiene la receta de mi galleta de chocolate favorita. La llamaremos "Mezcla para galleta con trocitos de Chocolate de Charlie Campbell". Así usted tiene la copia original, cierto? Cierto. Poco tiempo después hace las galletas y le encantan. ¿Qué decide hacer entonces? La Navidad siguiente usted copia la receta en fichas de 3 x 5 y se las envía a todos sus amigos. A ellos también les encanta y hacen lo mismo. Envían copias a todos sus amigos, y así sucesivamente. Dentro de 500 años la "Mezcla para galleta de Chocolate de Charlie Campbell" se ha difundido por todos los extremos del planeta. Para ese entonces ya todos habremos muerto y estaremos viviendo con el Señor cuando alguien descubre esta antigua receta enterrada en alguna parte. Esta persona hace las galletas, cree que son muy buenas, pero duda si esta copia de la receta es igual a la copia original. ¿Qué hace entonces? Investiga en la red, busca copias de la receta en todos los sitios posibles. Busca en e-bay (portal de compras en internet), busca en los museos del mundo, etc.

Descubre en el mundo entero cientos de copias diferentes de la receta de las galletas con trocitos de chocolate, ¡incluso en idiomas diferentes! Utilizando un costoso equipo para determinar fechas se da cuenta que algunos de los manuscritos fueron hechos cientos de años atrás. Otros tan solo tiene 10 años de haber sido escritos. Unos cuantos tienen diferencias leves. Algunos dicen "corte en tajadas y luego corte en cubos". Otros dicen "corte en cubos y luego corte en tajadas". La mayoría dice "use una cucharadita de vainilla". Algunos dicen "use una cucharada de vainilla". Algunos están rotos. Otros están desgastados pero algunos están en buenas, incluso excelentes, condiciones. Algunos tiene el orden de una o dos palabras invertido y en otros una o dos palabras están mal escritas. En algunas de ellas hay un cero extra en un número, pero en su mayoría dicen exactamente lo mismo palabra por palabra.

¿Qué probabilidad hay de que este coleccionista, al observar los cientos de manuscritos, oh, perdón, quiero decir copias, de esta receta, pueda reconstruir el original con un nivel de precisión bastante alto?

Las probabilidades son muy altas. Es fácil darse cuenta de los errores de pluma en algunas de las copias. El coleccionista posee cientos de copias para comparar y cotejar. ¿Por qué esta larga historia sobre recetas de galletas? Porque esta historia ilustra, hasta cierto punto, lo que los críticos de textos han hecho con la Biblia. ¿Qué es un crítico de texto?

Los críticos de textos son eruditos que reconstruyen un original perdido, a partir de manuscritos existentes hechos varias generaciones después del original escrito a mano.

Durante siglos los críticos de texto han recopilado copias manuscritas de la Biblia, y le han dedicado años al análisis y examen de estas. Además, no tienen una o dos docenas, o cientos de ellas, ¡tienen miles! Tan sólo del Nuevo Testamento existen más de 25,000 copias manuscritas parciales y completas que datan del 1er siglo d.C. Existen además, miles de docenas de manuscritos del Antiguo Testamento algunos de ellos que datan desde el 3er siglo a.C. Puede verlos en el Museo Británico, la Biblioteca de la Universidad de Cambridge, el Instituto Smithsonian, la Universidad de Oxford, el Museo de Israel, la Biblioteca Nacional en París, etc.

El descubrimiento más grande de todos ocurrió en marzo de 1947, cuando un niño árabe (Muhammad adh-Dhib) estaba persiguiendo una cabra perdida en las cuevas de Qumran, 7.5 millas al sur de Jericó y una milla al oeste del Mar Muerto. En una de las cuevas descubrió algunos jarros que contenían varios rollos de cuero. Entre 1947 y 1956, fueron descubiertas once cuevas más que contenían cientos de manuscritos del Antiguo Testamento en dónde cada libro del Antiguo Testamento excepto Ester, estaba representado. Estos manuscritos (copias hechas a mano) del Antiguo Testamento de la Biblia habían comenzado a copiarse desde el siglo 3 a.C.

Fue en estas cuevas en dónde los Esenios, una secta judía religiosa del tiempo de Cristo, establecieron su biblioteca. En total se encontraron seiscientos manuscritos que se denominaron "Los Rollos del Mar Muerto". Estos rollos han ayudado a verificar que la Biblia ha sido transmitida (copiada) de manera fiel a lo largo de los siglos. [1]

El fallecido Sir Frederic Kenyon, ex-director y bibliotecario principal del Museo Británico y una de las más importantes autoridades en el tema de confiabilidad de los manuscritos antiguos dijo esto sobre la Biblia:

"Así entonces, el intervalo entre las fechas de la composición original y la evidencia existente más temprana es tan pequeño que de hecho no debe tomarse en consideración; queda así eliminada cualquier duda que exista sobre si las Escrituras nos llegaron esencialmente como fueron escritas. Tanto la autenticidad como la integridad de los libros del Nuevo Testamento pueden finalmente considerarse establecidas". [2]

La evidencia de la confiabilidad del texto bíblico es tan fuerte que sería difícil encontrar un erudito serio que quisiera debatir este punto. Siendo así las cosas, ¿qué clase de prueba pueden presentar los musulmanes o mormones en cuanto a que el texto de la Biblia ha sufrido alteraciones o que incluso se ha perdido? Ninguna. Para demostrar que la Biblia ha sufrido corrupción, los musulmanes y los mormones deberían poder mostrar copias antiguas de la Biblia y decir "miren esto es lo que la Biblia decía y esto es lo que la Biblia dice ahora. Ha sido cambiado". Esto es exactamente lo que los musulmanes, y los mormones no pueden hacer. ¿Por qué? Cuando usted examina las copias antiguas de la Biblia inmediatamente se da cuenta de que la Biblia moderna no ha sufrido ninguna corrupción.

2. El Testimonio de los Padres de la Iglesia

Cuando hablo de padres de la iglesia, me refiero a aquellos líderes de la iglesia durante los tres primeros siglos d.C. que siguieron a los discípulos originales; hombres como Policarpo, Justino Mártir, Tertuliano y Eusebio.

Estos hombres, en sus escritos y en su correspondencia con otros creyentes e iglesias, citaron una y otra vez el Nuevo Testamento. Justino Mártir citó los evangelios 268 veces, Clemente de Alejandría 1,017 veces y Tertuliano, 3,822 veces. Si sumamos estas citas y otras similares, el número sorprendente de citas de los evangelios por parte de los padres de la iglesia es 19,368. [3] De hecho, los primeros padres de la iglesia citaron el Nuevo Testamento más de 86,000 veces.

Aún si no dispusiéramos de una sola copia de un manuscrito de la Biblia, las citas de los primeros padres de la iglesia son suficientes para reconstruir casi todo el Nuevo Testamento.

Las citas del Nuevo Testamento hechas por los padres de la iglesia sirven como medio alterno para verificar que el texto de nuestras Biblias modernas no ha sufrido corrupción.

3. El Testimonio de los Leccionarios 

Los leccionarios eran libros utilizados en los servicios de las iglesias que contenían selecciones de las Escrituras utilizadas durante los primeros siglos de la cristiandad. Miles de estos han sido encontrados, verificando así de nuevo que el texto de la Biblia no ha sufrido corrupción.

4. El Testimonio de las Inscripciones

Los arqueólogos han encontrado muchas inscripciones antiguas en paredes, columnas, monedas, monumentos y otros artefactos que también son testimonio de las palabras del Nuevo Testamento.

5. El Testimonio de la Cerámica

Los pedazos de cerámica rota conocidos como asostraca [4] era uno de los materiales para escribir más populares entre las personas de escasos recursos. A la fecha, los arqueólogos han descubierto y clasificado más de 1,600 piezas rotas de cerámica griega que contienen numerosas citas de las Escrituras. Estas piezas también han ayudado a establecer la confiabilidad del texto bíblico.


LECTURAS RECOMENDADAS PARA MAYOR INFORMACIÓN Y ESTUDIO SOBRE ESTE TÓPICO:

•  Evidencia que Exige un Veredicto, Josh McDowell, © 1982 Editorial Vida, Miami, Florida 33166-4665.

•  Más que Un Carpintero, Josh McDowell, Editorial Unilit, EditorialUnilit.com.

•  No Dejes Tu Cerebro en la Puerta, Josh McDowell y Bob Hostetler,
   ©1993 EDITORIAL CARIBE (Editorial Thomas Nelson), P.O. Box 141000, Nashville, TN 37214-1000.

•  El Caso de Cristo, Lee Strobel, © 2000 Editorial Vida, Miami, Florida 33166-4665.

•  El Caso de la Fe, Lee Strobel, © 2001 Editorial Vida, Miami, Florida 33166-4665.

•  El Caso del Creador, Lee Strobel, Edición en español publicada por Editorial Vida - 2005 Miami Florida © 2005 por Lee Strobel.

RECURSOS DISPONIBLES EN INGLÉS:

•  "Why Didn't God Preserve the Original Writings of the Men Who Wrote the Bible?" ("¿Por qué Dios no preservó los Escritos Originales de los Hombres que escribieron la Biblia?") por Charlie Campbell www.alwaysbeready.com

•  The New Testament Documents: Are they reliable? ("Los Documentos del Nuevo Testamento: ¿Son confiables?") por F.F. Bruce

•  From God to Us: How we got the Bible ("De Dios para Nosotros: ¿Cómo obtuvimos la Biblia?") por Norman Geisler y William E. Nix


NOTAS.

1. Norman Geisler y William E. Nix, From God to Us: How we got the bible? ("De Dios para Nosotros: ¿Cómo Obtuvimos la Biblia?"), 142-143

2. Kenyon, F.G., The Bible and Archaelogy, ("La Biblia y la Arqueología") (Harper, 1940), 288-289

3. Norman Geisler, Baker´s Encyclopedia of Christian Apologetics, (Enciclopedia Baker de Apologética Cristiana), 529-530

4. Ralph Gower, The New Manners and Customs of Bible Times (Las Nuevas Maneras y Costumbres de los Tiempos Bíblicos) (Moody, 1987). 152


Acerca de Charlie Campbell:


Charlie Campbell es el Director del Ministerio de Apologética Siempre Listos, el autor del libro "Respuestas a Preguntas que Hacen los Escépticos" y un afamado conferencista y orador en iglesias en todo Estados Unidos, sobre temas relacionados con la defensa de la fe cristiana. Sus enseñanzas y recursos han sido respaldados por Norman Geisler, Charles Colson, Chuck Smith, Nancy Leigh DeMoss, Jeremy Camp y Brian Brodersen. Vive en el sur de California con su esposa e hijos.

 


 

LINKS TO TOPICS

tag. -->